Escucha el robusto nuevo disco de Bunbury: 'Expectativas'

Desde las doce de esta medianoche Bunbury está oficialmente de vuelta con Expectativas, el noveno disco de una trayectoria solista que acumula ya veinte años de inquieto tránsito.

Expectativas es la continuación de aquel Palosanto de 2013 en el que Enrique manifestaba su esperanza ante la posibilidad de un cambio y una revolución que se han quedado en prácticamente nada.

Con ese tono de chasco arranca el álbum con todo el poderío arrollador de La ceremonia de la confusión, a la que siguen La actitud correcta, Cuna de Caín, En bandeja de plata, Parecemos tontos, Lugares comunes frases hechas, Bartleby, Mi libertad, La constante y la esplendorosa Supongo.

Un viaje a través de once nuevos temas que empieza en el desengaño absoluto ante este mundo en el que nos ha tocado jugar, pero termina encontrando ciertas grietas de luminosidad y esperanza. "Nada lo sé de cierto, todo lo sé de supongo".

Expectativas, un álbum de rock robusto que suena absolutamente contemporáneo gracias a la pe…

Neon Trees (2011) Joy Eslava. Madrid

Lugar: Joy Eslava. Madrid
Fecha: 19 febrero 2011
Asistencia: 400 personas
Artistas Invitados: -
Precio: -
Músicos: Tyler Glenn (voz y sintetizadores), Branden Campbell (bajo), Elaine Doty (baterista) y Chrils Allen (guitarras)

Setlist: Sins, Love, Girls, Calling, Next, Animal, Surrender, 1983, Farther Down



Muy mal se te tiene que dar para echarlo todo a perder si tienes un sencillo como 'Animal' retumbando en medio mundo y si dos de las bandas del momento, The Killers y 30 Seconds to Mars, te eligen para abrir sus conciertos. Con estas credenciales y con su disco debut, 'Habits', recientemente publicado en España, se han presentado Neon Trees este sábado en la sala Joy Eslava de Madrid ante 400 incondicionales.

Aunque bueno, mejor sería llamarles curiosos, pues incondicionales serían cincuenta. El resto acudieron al reclamo de un concierto gratuito organizado por Vodafone y MySpace que, en un sábado noche, es en cualquier caso un plan interesante. Ídolos en ascenso en los USA, la fría noche madrileña confirmó lo que se intuía, que aquí por ahora Neon Trees nada de nada. Van a tener que trabajárselo mucho.

De momento ya se han puesto a ello. En el escenario el frontman Tyler Gleen lo puso de todo de su parte, muy pintón, con su crestita y todo, no paró de energizar al personal. Y canta bien el muchacho, y tiene tirón, y es majete y chapurrea en español. Al final logró meter a la gente en el concierto, lo cual ya es meritorio. ¿Será cuestión de tiempo que lo peten también aquí? Si así fuera ya sabéis donde lo habéis leído primero. Puede suceder, sin duda. Son pegadizos, dan buen rollito y tienen un buen directo.

Los de Utah (de allí son, sí) suman ya 367.000 seguidores en Facebook, lejos de los 4 millones que tienen las dos mencionadas bandas que les apoyaron en su camino hacia el éxito, pero ya por encima de las cifras que el líder de los 'asesinos', Brandon Flowers, maneja en esta red social, donde apenas tiene 194.000 fans en solitario. Números que no son moco de pavo si tenemos en cuenta que superan a otros nombres con los que se les relaciona, como The Bravery (192.800) o White Lies (199.862).

En Madrid demostraron todo el potencial encerrado en su hasta ahora único larga duración. Han evidenciado, eso sí, que los que les ven como unos primos lejanos de los Killers no andan nada desencaminados. O bueno, no tan lejanos. Total, Utah está apenas a tres horas por carretera de Las Vegas, patria chica de los de Flowers, y eso para un estadounidense es el barrio de al lado. Lo que para un español sería hacerse los 33 kilómetros entre Sevilla y Carmona. Total, nada. Total, primos hermanos. Vamos, que te dicen que lo que oyes es una maqueta de lo nuevo de los Killers y te la clavan.




Así las cosas, la noche discurrió bajo los parámetros esperados de mucho pop rock, indie bailón y guitarrero adecentado con sintetizadores, con un momento álgido que, como no podía ser de otro modo,fueron los poco más de tres minutos del sencillo 'Animal', una magnífica carta de presentación de lo que Tyler, Branden, Elaine y Chrils son capaces de hacer. Con más de 10.000 reproducciones en la semana en curso en la red social Last FM, es sin duda su canción más escuchada, diez veces más que cualquiera de las otras siete que componen 'Habits'. Otro pico fue '1983', que también funciona muy bien como sencillo. Dos pelotazos in your face tienen por lo menos, ojito.

Su único disco no llega ni a la media hora, de manera que ya bastante dieron teniendo en cuenta que el concierto duró una horita. De menos a más, sonaron contundentes y propiciaron no pocos bailes de sábado en la noche. Consiguieron incluso que no nos sintiéramos ridículos ondeando los palitos rojos luminosos que repartían en la puerta a mayor gloria de Vodafone. Bueno, no, eso no lo lograron, eso es imposible. Eso en todo caso lo conseguiría el Brugal. La cuestión es que estos gringos no han inventado nada que no hayas escuchado en los últimos años pero su propuesta luce como un bosque de árboles de neón en mitad del desierto. ¿Has visto el juego de palabras? Eh, ¿lo has visto? Tachán.


Otra crónica:
El Mundo

Comentarios

  1. Planazo para un sábado noche, muchas ganas y energía, estuvo muy bien!!

    La pulserita roja me encanta y el alcoholímetro de la joy me tiene loca!

    ResponderEliminar
  2. Les habia escuchado algo ahi atras, y me habia olvidado de ellos... tengo que volver a escucharlos, que sonaban como los killers al principio, y eso mola.

    ResponderEliminar
  3. Fue un gran concierto. Tuve la suerte de poder conocerles en el camerino y son muy majos.

    ResponderEliminar
  4. Muy majetes y divertidos por lo q a mí respecta, lástima q toda la cola (bueno, los 4 gatos q estábamos esperando con paraguas para entrar) le viéramos pasar por nuestro lado y no le dijéramos ni hola xDDD sino le hubiera pedido alguna foto, otra vez será ^_^ .

    ResponderEliminar
  5. Habia un chico grabando todo el tiempo...Alguien sabe de que canal o programa era?

    ResponderEliminar

Publicar un comentario